Esófago de Barrett: causas, síntomas, tratamientos y prevención - Remedios caseros
Salud

Esófago de Barrett: causas, síntomas, tratamientos y prevención

El esófago de Barrett:

El esófago es el tubo de conexión entre la boca y el estómago. El esófago de Barrett es una afección que daña la parte inferior del esófago. 2

Entre todos los pacientes con esófago de Barrett, se sabe que entre el 10 y el 20% de ellos tienen enfermedad por reflujo gastroesofágico (ERGE).

Por lo general, el desarrollo del esófago de Barrett demora algunos años después del diagnóstico de enfermedad por reflujo gastroesofágico. En ciertos casos, el esófago de Barrett se convierte en adenocarcinoma de esófago.

¿Cuáles son las causas del esófago de Barrett?

La parte inferior del esófago suele estar expuesta a jugos gástricos ácidos. Debido a la entrada repetida de jugos gástricos en el esófago, el revestimiento del esófago se daña.

Sin embargo, los siguientes factores empeoran el esófago de Barrett:

  • Comer comidas abundantes
  • Comer alimentos picantes
  • Hacer ejercicio inmediatamente después de las comidas
  • Quedarse dormido poco después de completar las comidas.
  • Uso excesivo de antiinflamatorios no esteroides como la aspirina

¿Cuáles son los síntomas del esófago de Barrett?

Los síntomas del esófago de Barrett son similares a los de la enfermedad por reflujo gastroesofágico. Son los siguientes:

  • Acidez
  • Indigestión
  • Dolor en el pecho
  • Náusea
  • Vómitos
  • Dolor y dificultad al tragar.
  • Sabor desagradable o amargo en la boca
  • Regurgitación (flujo negro) de alimentos desde el estómago al esófago

¿Cuáles son los factores de riesgo del esófago de Barrett?

Cualquiera puede desarrollar el esófago de Barrett. Los siguientes factores aumentan el riesgo de esófago de Barrett:

  • Edad: esta afección es común en las personas mayores en comparación con los adultos jóvenes.
  • Género: esta condición se observa principalmente en hombres en comparación con las mujeres.
  • Raza: las personas blancas tienen un mayor riesgo de desarrollar esta afección.
  • Sobrepeso: Tener sobrepeso y tener exceso de grasa alrededor del abdomen puede aumentar el riesgo de esófago de Barrett.
  • Fumar: las personas que fuman tienen probabilidades de desarrollar esófago de Barrett.

¿Cuáles son las complicaciones del esófago de Barrett?

El esófago de Barrett, cuando no se trata, puede causar complicaciones dañinas. Éstas incluyen:

1. Estricción:

La parte inferior del esófago que conduce al estómago se estrecha debido a la irritación causada por el reflujo ácido. Los alimentos pueden bloquear completamente y causar obstrucción, lo que causa dolor en el pecho y dificultad para tragar.

 2. Úlcera:

El reflujo ácido repetido causa llagas en el revestimiento del esófago llamadas úlceras. Estas úlceras causan dolor y malestar al paciente.

3. Displasia:

Se producirían cambios precancerosos en las células del esófago y se transformarían en células parecidas al intestino. Inicialmente, el paciente experimenta displasia de grado bajo que gradualmente se convierte en grado alto.

¿Cómo se diagnostica el esófago de Barrett?

El diagnóstico correcto ayuda en el tratamiento exitoso de la enfermedad. Ciertos métodos de diagnóstico ayudan a determinar la causa, la extensión y la gravedad del esófago de Barrett. Son los siguientes:

Examen del esófago de Barrett:

Según el American College of Gastroenterology, se recomienda la detección en los hombres que se quejan de los síntomas de la ERGE durante al menos una semana, que no desaparece cuando se trata con inhibidores de la bomba de protones. Además, deben tener dos o más de los siguientes factores de riesgo:

  • Edad mayor de 50 años
  • Ser blanco
  • Tener exceso de grasa abdominal.
  • Fumar en el pasado o en la actualidad
  • Tener antecedentes familiares de esófago de Barrett o cáncer de esófago

Se recomienda la detección en mujeres que tienen reflujo severo y otros factores de riesgo del esófago de Barrett.

Endoscopia:

En este procedimiento, se usa un endoscopio para examinar el esófago internamente. Se inserta un endoscopio a través de la boca, ya que es flexible y se conecta con la luz y la cámara para examinar el esófago internamente. La causa del esófago de Barrett se puede identificar con una endoscopia.

Biopsia:

Durante este procedimiento, el médico extrae una pequeña cantidad de tejido esofágico que se envía a un laboratorio para realizar pruebas microscópicas. Es uno de los procedimientos indoloros y de bajo riesgo. Se realiza el estudio celular y se hace un diagnóstico exacto. También confirma la presencia de células cancerosas anormales en el revestimiento del esófago.

¿Cómo se trata el esófago de Barrett?

Generalmente, el tratamiento se basa en el diagnóstico. El tratamiento depende de la extensión del daño ocurrido en el esófago. Las siguientes son las alternativas de tratamiento para el esófago de Barrett:

Displasia nula o de bajo grado

El paciente se trata con medicamentos o con cirugía:

Medicamentos: el médico controlaría los síntomas con medicamentos como los bloqueadores de los receptores H2 y los inhibidores de la bomba de protones.

Cirugía: según la gravedad de los síntomas, el médico trataría al paciente quirúrgicamente. El esófago de Barrett se trata con cualquiera de los siguientes procedimientos quirúrgicos:

  • Fundoplicatura de Nissen: la parte inferior del esófago tiene un esfínter esofágico inferior. Se modifica quirúrgicamente para evitar el reflujo del contenido ácido del estómago al esófago.
  • LINX: El dispositivo LINX está formado por pequeñas perlas de metal que poseen propiedades de atracción magnética. El médico inserta este dispositivo alrededor del esófago inferior para evitar la fuga del contenido gástrico del estómago al esófago.
  • Procedimiento Stretta: Los músculos de la parte inferior del esófago se fortalecen para evitar la entrada de contenido gástrico en el esófago. Las ondas de radio se utilizan para modificar los músculos del esófago inferior que se unen al estómago.

Displasia de alto grado:

El tratamiento de la displasia de alto grado implica procedimientos más invasivos. Son los siguientes:

Ablación por radiofrecuencia: las células anormales se destruyen y matan utilizando el endoscopio que emite calor.

Crioterapia: se usa un endoscopio que dispensa líquido o gas frío para congelar las células cancerosas anormales. Las células están expuestas a este líquido o gas frío hasta que mueren.

Terapia fotodinámica: en esta terapia, al paciente se le inyecta porfímero, un químico sensible a la luz. Después de 24 a 72 horas de la inyección, se realiza una endoscopia para activar la sustancia química. Por lo tanto, el químico activado destruye y mata las células cancerosas anormales durante la endoscopia.

¿Cómo se previene el esófago de Barrett?

El esófago de Barrett se puede prevenir evitando los factores de riesgo. Sin embargo, la detección y el tratamiento tempranos del esófago de Barrett ayudan a prevenir complicaciones a largo plazo. Las siguientes medidas ayudan en la prevención del esófago de Barrett hasta cierto punto:

  • Mantener un peso corporal saludable mediante ejercicio regular y una dieta equilibrada.
  • Eliminando los alimentos que provocan acidez y malestar gástrico como el café, el alcohol, la menta.
  • Usar almohadas de cuña para levantar la cabeza mientras duerme para evitar el reflujo del contenido gástrico.
  • Dejar de fumar.
  • Detección de esófago de Barrett en hombres si se sabe que tienen dos factores de riesgo.
  • Buscar el tratamiento adecuado para la enfermedad por reflujo gastroesofágico, ya que puede progresar al esófago de Barrett.
  • Consumir alimentos blandos y de fácil digestión.

Leave a Comment

%d bloggers like this: