La importancia del ejercicio para personas con necesidades especiales - Remedios caseros
Salud general

La importancia del ejercicio para personas con necesidades especiales

Todo el mundo necesita un poco de ejercicio en su vida para mantenerse en buena forma física y en buen estado de salud.

El ejercicio puede resultar especialmente beneficioso para las personas con discapacidades físicas o mentales. Puede ser importante por diferentes razones, según las necesidades únicas de una persona.

Este artículo cubre las diversas ventajas del ejercicio para las personas con discapacidades, las formas de modificar los ejercicios para las personas con necesidades especiales y cómo el ejercicio puede cambiar la vida de las personas con discapacidades.

La importancia de la actividad física

Mantenerse activo tiene innumerables beneficios para su salud física y mental. Los beneficios del ejercicio incluyen:

1. Longevidad

La actividad física aumenta la esperanza de vida al facilitar el flujo sanguíneo a través del cuerpo junto con la mejora de la salud cardíaca y respiratoria.

2. Pérdida de peso

El ejercicio le permite quemar más calorías de las que consume, lo cual es un requisito previo esencial para una pérdida de peso saludable . Esto, a su vez, lo ayuda a combatir la obesidad , reduciendo así el riesgo de enfermedades cardíacas y diabetes tipo II.

3. Energía

Cuando hace ejercicio, su corazón bombea más sangre, lo que proporciona más nutrientes y oxígeno a todo el cuerpo. Esto le da una inyección de energía.

4. Salud mental

El ejercicio no solo es bueno para el cuerpo, sino también para la mente . Ayuda a aliviar la ansiedad, el estrés y la depresión activando y reprimiendo el sistema nervioso, que es responsable de la respuesta de lucha o huida.

Todos estos beneficios también se aplican a personas con necesidades especiales. Además, las personas con discapacidades obtendrán beneficios adicionales, como los siguientes:

1. Mejora del comportamiento

Así como el ejercicio puede mejorar la salud mental, también puede aliviar e incluso prevenir estallidos emocionales y comportamientos relacionados. Calmar el sistema nervioso tiene una serie de resultados positivos, especialmente para las personas con necesidades especiales.

2. Rehabilitación

Las personas que tienen discapacidades debido a un accidente o una lesión grave pueden mejorar su rango de movimiento mediante la terapia de rehabilitación física. Con la rehabilitación, la discapacidad puede volverse imperceptible o manejable con el tiempo.

3. Prevención de la atrofia muscular

Las personas que nacieron con discapacidades físicas corren el riesgo de desarrollar atrofia muscular. El ejercicio puede evitar que esto suceda, asegurando un cuerpo sano en más de un sentido.

4. Neuroplasticidad

El cerebro cambia todo el tiempo, pero algo que hace que sea más probable que cambie, químicamente, es el ejercicio. A través de la actividad física, cualquier persona (incluidas, por supuesto, las personas con necesidades especiales) puede reconfigurar su cerebro para un maquillaje más saludable.

Personalización de planes de ejercicios para personas con necesidades especiales

Un programa de entrenamiento regular generalmente incluye un segmento de cardio, un segmento de entrenamiento de fuerza que se enfoca en una parte del cuerpo y luego un enfriamiento.

Las personas con necesidades especiales pueden realizar todos estos tipos de ejercicios. Sin embargo, es importante personalizar cada segmento de acuerdo con su conjunto de habilidades y objetivos únicos.

1. Adaptabilidad durante la evaluación de habilidades

Lo primero que debe hacer es realizar una prueba de evaluación de habilidades. Es importante comprender que la persona puede ser perfectamente capaz de realizar un ejercicio, pero es posible que no comprenda lo que le está pidiendo que haga.

2. Modifica los ejercicios

Es importante recordar que las personas con necesidades especiales pueden hacer ejercicios cardiovasculares, entrenamiento de fuerza y ​​más. Si la persona no está en condiciones físicas para correr, dele otro ejercicio cardiovascular para realizar, como bailar.

3. Comuníquese con claridad y escuche con compasión.

Al hablar con una persona con discapacidades cognitivas, es mejor conocerla un poco antes de instruirla. Podrás ver cuánto entrenamiento o explicaciones necesitarán.

4. Proporcionar un entorno adecuado

La mayoría de las personas con necesidades especiales pueden hacer ejercicio en gimnasios tradicionales y utilizar todos los equipos disponibles. Sin embargo, si la persona tiene problemas con alguna máquina de ejercicios, simplemente evítela y concéntrese en lo que puede hacer .

5. Obtenga equipo especial si es necesario

Hay varios equipos y máquinas de ejercicios para sillas de ruedas que ayudan a las personas con movilidad reducida. También hay mancuernas con luces, columpios vestibulares y otros dispositivos para mirar. Las personas con autismo pueden sentirse más interesadas en hacer ejercicio si el equipo satisface sus necesidades sensoriales.

6. Organizar juegos o eventos

Para mantener el ánimo en alto, puede organizar actividades como Olimpiadas Especiales. Otro ejemplo sería el evento Night to Shine de Tim Tebow, que es una noche de graduación para adolescentes con necesidades especiales.

Los niños y adultos con necesidades especiales pueden practicar deportes, andar en bicicleta, nadar, bailar y hacer casi todo lo que las personas sanas y capaces pueden hacer. Es posible que necesiten modificaciones, ¡pero eso no es motivo para excluirlos!

Consejos para mantener activos a sus hijos

Los cuidadores a menudo ceden a los deseos de sus hijos con necesidades especiales, que a menudo implican la búsqueda de precipitaciones de dopamina a través de alimentos ricos en calorías y actividades sedentarias. Esto hace que los niños sean susceptibles a la obesidad.

Por tanto, la actividad física es fundamental para los niños con necesidades especiales. La forma más sencilla de conseguirlo es convirtiendo las actividades en juegos divertidos para los niños.

  • Bailar, nadar, jugar a la mancha, peleas de cosquillas, rover rojo: todo esto puede elevar la frecuencia cardíaca y respiratoria y ayudar a su hijo a sudar mientras se divierte.
  • Saltar la cuerda, jugar a la rayuela y atrapar la pelota también son excelentes actividades.
  • La mejor forma en que los padres pueden inculcar la práctica de actividad física en niños con necesidades especiales es haciendo ellos mismos una actividad física. Los niños quieren hacer lo que hacen sus padres. Déles un buen ejemplo.

Ejercicios para personas con autismo

El autismo existe en un espectro, por lo que puede haber algunas personas con autismo que son completamente independientes, mientras que hay otras que necesitan atención a tiempo completo.

Las personas autónomas con autismo podrán practicar cualquier deporte que les interese, mientras que las personas con autismo severo necesitarán practicar deportes que ofrezcan modificaciones y concesiones exclusivamente.

En general, cualquier ejercicio puede beneficiar a las personas con autismo, pero los ejercicios sensoriales suelen funcionar bien para mantenerlos involucrados en la actividad física.

El senderismo es un gran ejercicio para las personas con autismo porque ofrece estimulación en casi los cuatro sentidos:

  • Visualmente a través del paisaje
  • Auditivamente a través de los sonidos de la naturaleza
  • Olfativamente, a través del olor a suciedad y polvo
  • Táctil a través del tacto

Nadar y hacer ejercicio con equipo iluminado también puede ser una excelente manera de involucrar a las personas con autismo.

Palabra final

La actividad regular juega un papel clave en el mantenimiento de la salud física y mental. Se vuelve más importante para las personas con necesidades especiales mantenerse físicamente activas, ya que el ejercicio desencadena la neuroplasticidad.

Es mejor personalizar los planes de ejercicio para personas con necesidades especiales de acuerdo con sus requisitos personales y objetivos de salud.

Leave a Comment

%d bloggers like this: