Infecciones por levaduras en mujeres: causas, síntomas y tratamiento

Las infecciones por hongos son una de las infecciones más comunes que ocurren en las mujeres. Esto se debe a que todas las vaginas sanas contienen cierta cantidad de levadura. Esta levadura se conoce como candida. Cuando se multiplica demasiado, se convierte en una candidiasis. Aunque son incómodas y pican, estas infecciones no son motivo de alarma. Se pueden tratar fácilmente en casa.

¿Qué es una candidiasis?

La candidiasis también se conoce como candidiasis vaginal. Ocurre debido a un desequilibrio entre la levadura y las bacterias saludables en la vagina. El 75% de las mujeres en todo el mundo desarrollan una candidiasis al menos una vez en la vida, mientras que el 40-45% de las mujeres la desarrollan más de una vez.

¿Por qué ocurre una infección por levaduras?

Muchos factores pueden contribuir al crecimiento de hongos en la vagina. Algunos de estos incluyen:

  • Embarazo : el embarazo conduce a un desequilibrio hormonal, lo que puede contribuir al crecimiento descontrolado de la levadura.
  • Sexo: Las infecciones por hongos no son una ETS. Sin embargo, el sexo, particularmente el sexo esporádico o rudo, puede contribuir al crecimiento de cándida en la vagina. Las infecciones por hongos también pueden ocurrir como una reacción natural a la química genital de su pareja. A veces, las reacciones a ciertos anticonceptivos utilizados durante las relaciones sexuales (como los espermicidas) también pueden provocar esta infección.
  • Diabetes : las mujeres diabéticas deben controlar sus niveles de azúcar por muchas razones. Uno de ellos es que el azúcar no controlado puede ayudar a que la cándida crezca a lo largo de las mucosidades de la vagina.
  • Antibióticos: Ciertos antibióticos pueden poner a los pacientes en riesgo de desarrollar candidiasis. Esto se debe a que pueden matar las bacterias saludables de la vagina.
  • Limpiadores vaginales y duchas vaginales: los limpiadores vaginales pueden alterar el equilibrio natural del pH de la vagina y contribuir al crecimiento de la levadura. Las duchas también pueden cambiar este equilibrio.
  • Menopausia: la menopausia provoca cambios hormonales que pueden provocar el crecimiento de levaduras.
  • Sistema inmunológico comprometido : los pacientes con un sistema inmunológico comprometido, como los pacientes que padecen VIH / SIDA , son más propensos a desarrollar infecciones por hongos.

Con estas causas en mente, los pacientes deben comprender que sus factores de riesgo de infecciones por hongos aumentan si están tomando antibióticos, tienen un sistema inmunológico comprometido, diabetes o niveles altos de estrógeno.

¿Cuáles son los síntomas de una infección por hongos?

Las infecciones por hongos vienen con síntomas fácilmente identificables como:

  • Picazón o sensación de irritación en la vagina o vulva.
  • Sensación de ardor al orinar
  • Sensación de ardor durante el sexo.
  • Dolor y llagas vaginales
  • Secreción vaginal acuosa
  • Flujo vaginal espeso que es inodoro y se asemeja al requesón
  • Enrojecimiento o hinchazón de la vulva.

Debe consultar a un médico si padece una candidiasis por primera vez en su vida. También debe consultar a un médico si desarrolla de 3 a 4 infecciones por hongos al año, los medicamentos de venta libre no están tratando sus síntomas o si presenta nuevos síntomas además de la infección por hongos.

¿Cómo prevenir una candidiasis?

Para evitar que se produzcan infecciones por hongos, debe evitar lo siguiente:

  • Usar pantimedias extremadamente ajustadas
  • Usar productos de higiene femenina perfumados (esto incluye toallas sanitarias y tampones)
  • Ducharse después del sexo, ya que elimina las bacterias saludables de la vagina, lo que hace que los pacientes sean más propensos a las infecciones por hongos.
  • Bañarse en una tina muy caliente
  • Tomar antibióticos innecesariamente

¿Cómo se diagnostica una candidiasis?

Las infecciones por hongos no requieren pruebas de diagnóstico complicadas. Los médicos generalmente comienzan preguntando sobre su historial médico para descartar cualquier otra afección. A esto le siguen dos pruebas simples:

Examen pélvico:

Durante un examen pélvico, el médico comenzará examinando las áreas externas de la vagina, como la vulva, para detectar cualquier signo de infección. Luego, el médico usará un espéculo, un instrumento que se usa para mantener la vagina abierta para que el médico pueda mirar dentro.

Prueba de secreciones vaginales:

El médico puede recolectar algunas secreciones vaginales para confirmar el diagnóstico. Esto generalmente se hace para determinar exactamente qué hongo está causando la candidiasis.

¿Cómo se trata una candidiasis?

Las infecciones por hongos generalmente se tratan con medicamentos de venta libre. El tipo de tratamiento se divide en dos categorías distintas:

Terapia vaginal de curso corto:

En este tipo de tratamiento, el médico prescribe un medicamento fúngico que el paciente debe tomar durante al menos 3-7 días para curar la infección. Estos medicamentos se pueden tomar en diferentes formas, como cremas, ungüentos, supositorios y tabletas.

Medicamento oral de dosis única:

En este tipo de tratamiento, el médico prescribe una sola tableta de antibiótico que se consume por vía oral. Si la candidiasis es muy grave, se pueden tomar dos comprimidos de dosis única en el transcurso de tres días. Este tipo de tratamiento no se considera seguro para las madres embarazadas y en período de lactancia.

Si tiene una candidiasis, hable con su médico sobre el tipo de tratamiento que más le conviene. Además, debe abstenerse de tener relaciones sexuales hasta que la infección desaparezca. Esto se debe a que la fricción puede irritar la piel y esto puede hacer que la infección se cure más lentamente. También debe evitar rascarse, ya que los cortes en la piel pueden hacer que la infección se propague aún más.

¿Existen remedios caseros para la candidiasis?

Cuando se trata de cualquier condición médica, siempre es mejor acudir a su médico para que le aconseje. Aunque existen ciertos remedios caseros para las infecciones por hongos, funcionan esporádicamente y pueden ser más efectivos para algunos pacientes que para otros. Algunos remedios caseros incluyen:

  • Tabletas de ácido bórico : insertar estas tabletas puede ayudar a eliminar las infecciones.
  • Aceite de orégano : la aplicación de aceite de orégano en la vulva puede ayudar a aliviar la infección.
  • Yogur griego: el yogur griego es un probiótico, lo que significa que estimula el crecimiento de bacterias saludables que ayudan a combatir las infecciones por hongos. Sin embargo, el yogur no debe contener azúcar, ya que puede acelerar el crecimiento de cándida.
  • Ajo : insertar un solo diente de ajo pelado puede ayudar a eliminar infecciones leves en un período de 3 a 4 días. Asegúrese de que el ajo no se corte (o se pinche accidentalmente con las uñas), ya que puede provocar quemaduras.

Add a Comment

Your email address will not be published.