Enfermedad del hígado graso no alcohólico (NAFLD): causas, síntomas, tratamiento y prevención - Remedios caseros
Salud

Enfermedad del hígado graso no alcohólico (NAFLD): causas, síntomas, tratamiento y prevención

La enfermedad del hígado graso no alcohólico (NAFLD) es el trastorno hepático más común que se produce debido a la acumulación excesiva de grasa en las células del hígado. Las personas que consumen alcohol en su mayoría se ven afectadas por enfermedades hepáticas, pero la NAFLD se debe a otras razones, como la obesidad y la resistencia a la insulina. NAFLD lleva a agrandamiento del hígado y dolor abdominal superior, y la complicación más común es la cirrosis (cicatrización).

Ocurre en todas las edades, pero afecta con mayor frecuencia a personas mayores de 40 o 50 años. Aproximadamente del 9 al 36,9% de la población está afectada por NAFLD en diferentes partes del mundo.

¿Qué es la enfermedad del hígado graso no alcohólico (NAFLD)?

La enfermedad del hígado graso no alcohólico es un término único que se usa para varias afecciones hepáticas causadas por la acumulación de grasa en el hígado. NAFLD afecta a personas que no son adictas al alcohol o que rara vez beben alcohol. Ocurre debido a una anomalía del metabolismo de las grasas en el hígado.

El hígado ayuda en el metabolismo de la grasa y la exporta a otras partes del cuerpo. En NAFLD, la función del hígado se altera, lo que conduce a la acumulación de grasa en los hepatocitos (células del hígado).

¿Cuáles son las causas de la enfermedad del hígado graso no alcohólico (NAFLD)?

La causa exacta de NAFLD no se comprende completamente. Sin embargo, esto puede ocurrir debido a los siguientes factores:

Las personas con obesidad y sobrepeso pueden acumular grasa en el cuerpo. Esta grasa almacenada en el hígado se vuelve metabólicamente activa y afecta a las células del hígado provocando inflamación.

La resistencia a la insulina es otro factor en el que el cuerpo no responde adecuadamente a la insulina. La insulina es la hormona producida por el páncreas que ayuda a las células a absorber la glucosa de la sangre. En caso de resistencia a la insulina, el efecto antilipolítico de la insulina se ve comprometido y aumenta la cantidad de ácidos grasos libres. Esto, a su vez, conduce a una disfunción de las mitocondrias que provoca lipotoxicidad (toxicidad hepática).

Produce NAFLD y otras formas graves, como la esteatohepatitis no alcohólica (NASH).

¿Cuáles son los signos y síntomas de la enfermedad del hígado graso no alcohólico (NAFLD)?

NAFLD generalmente no presenta signos ni síntomas. En casos crónicos, los signos y síntomas pueden incluir:

  • Hígado agrandado (hepatomegalia)
  • Fatiga (letargo)
  • Dolor en la parte superior del abdomen del lado derecho.

Algunos signos y síntomas, cuando NAFLD progresa a NASH y cirrosis son:

  • Inflamación del vientre (ascitis)
  • Ictericia
  • Vasos sanguíneos agrandados debajo de la superficie de la piel.
  • Pecho agrandado en hombres
  • Palmas rojas

¿Cuáles son los factores de riesgo de la enfermedad del hígado graso no alcohólico (NAFLD)?

Muchos factores pueden aumentar el riesgo de NAFLD, que incluyen:

  • Colesterol alto
  • Niveles altos de triglicéridos en sangre.
  • Obesidad
  • Alta presión sanguínea
  • Personas mayores de 50 años
  • Síndrome metabólico
  • PCOD
  • Apnea del sueño
  • Diabetes tipo 2
  • Hipotiroidismo
  • Hipopituitarismo
  • Uso de corticosteroides
  • Ciertos medicamentos para el cáncer, como el tamoxifeno para el cáncer de mama
  • El embarazo
  • de fumar

¿Cuáles son las complicaciones de la enfermedad del hígado graso no alcohólico (NAFLD)?

Cirrosis: es la principal complicación de la NAFLD que causa cicatrices (fibrosis) del hígado. La cirrosis puede desarrollarse debido a una lesión e inflamación hepática durante la EHNA. A medida que la inflamación continúa, la fibrosis también se disemina rápidamente al hígado. Además, puede conducir a las siguientes complicaciones, como:

  • Ascitis (acumulación de líquido dentro del abdomen)
  • Várices esofágicas (las venas del esófago se inflaman y pueden romperse y sangrar)
  • Encefalopatía hepática (deterioro de la función cerebral debido a insuficiencia hepática)
  • Cáncer de hígado
  • Insuficiencia hepática

¿Cómo diagnosticar la enfermedad del hígado graso no alcohólico (NAFLD)?

NAFLD generalmente no causa síntomas. El diagnóstico se puede realizar mediante análisis de sangre y pruebas por imágenes.

Análisis de sangre para NAFLD llamados pruebas de función hepática, que miden el nivel de enzimas hepáticas en la sangre que indica las enfermedades hepáticas subyacentes y para descartar otras afecciones.

Los diferentes análisis de sangre que se realizan para el diagnóstico de NAFLD incluyen:

  • Conteo sanguíneo completo (CBC)
  • Prueba de función hepática (prueba de enzimas hepáticas)
  • Pruebas de hepatitis crónica (hepatitis A, C y otras)
  • Prueba de detección de la enfermedad celíaca
  • Prueba de azúcar en sangre en ayunas
  • Prueba de hemoglobina A1C (para conocer la estabilidad del azúcar en sangre)
  • Prueba de perfil lipídico (para medir el colesterol y los triglicéridos en la sangre)

Pruebas de Imagine:

Se realizan pruebas de imagen para localizar la enfermedad y conocer el daño interno. Incluye diferentes pruebas:

Ecografía: se realiza para conocer la cantidad excesiva de grasa presente en el hígado. En este procedimiento, se utilizan ondas sonoras para tomar imágenes del lado interno del hígado.

Tomografía computarizada o resonancia magnética : estos son los otros métodos de imágenes que utilizan radiaciones como rayos X para localizar el problema y la extensión del daño causado dentro del órgano en particular.

Elastografía transitoria : una forma avanzada de ultrasonido que ayuda a medir la rigidez del hígado. La rigidez en el hígado indica la presencia de condiciones como cicatrices o fibrosis.

Elastografía por resonancia magnética : esta técnica en combinación con la resonancia magnética proporciona información sobre la rigidez del hígado y las enfermedades asociadas con el hígado (cicatrización o fibrosis).

Biopsia de hígado : se extrae una pequeña muestra de tejido del hígado con una aguja, que se examina en el laboratorio para detectar cualquier rastro de inflamación y cicatrización.

¿Cuál es el tratamiento para la enfermedad del hígado graso no alcohólico (NAFLD)?

Actualmente no hay medicamentos específicos disponibles para la EHGNA, pero si se mantiene un estilo de vida saludable, se pueden tratar las otras afecciones asociadas (presión arterial alta, diabetes y colesterol).

Los cambios de estilo de vida saludable incluyen:

  • Bajar de peso en caso de obesidad o sobrepeso (primera línea de tratamiento para NAFLD)
  • Consumir una dieta saludable y nutritiva que incluya frutas, verduras de hoja verde y cereales integrales.
  • Hacer ejercicio regularmente durante 30 minutos al día
  • Controlar los niveles de glucosa y colesterol en sangre
  • Evitando el consumo de alcohol
  • Evitar fumar

El médico puede sugerir una cirugía para bajar de peso para aquellos que tienen sobrepeso y tienden a perder más peso sin seguir una dieta y ejercicio regular. Las vacunas se administran en caso de hepatitis A y B para proteger el hígado de un daño mayor debido al virus de la hepatitis. El trasplante de hígado se realiza en casos graves, como cirrosis e insuficiencia hepática que se produce por esteatohepatitis no alcohólica.

¿Cuáles son los métodos preventivos que reducen el riesgo de enfermedad del hígado graso no alcohólico (NAFLD)?

El riesgo de enfermedad del hígado graso no alcohólico se puede reducir mediante los siguientes métodos, que incluyen:

  • Mantener una dieta saludable es la clave para prevenir NAFLD, ya que las personas obesas y con sobrepeso acumulan más cantidad de grasa en el cuerpo que altera la función hepática y es la principal causa de NAFLD.
  • Una dieta bien balanceada que contenga todos los nutrientes vitales mantendrá a una persona sana y mantendrá los niveles normales de presión arterial, colesterol, azúcar y triglicéridos en el cuerpo.
  • El ejercicio regular puede mantener un peso saludable, lo que reduce el riesgo de NAFLD.

Leave a Comment

%d bloggers like this: