9 signos de deficiencia de yodo - Remedios caseros
Salud

9 signos de deficiencia de yodo

Nuestro cuerpo necesita yodo para producir hormona tiroidea. Esta hormona es responsable de mantener el metabolismo bajo control y es clave para el desarrollo de los huesos y el cerebro. También se le llama hormona productora de energía. La falta de yodo adecuado puede alterar la glándula pituitaria. Aquí hay 9 señales que podrían significar que no está ingiriendo suficiente yodo en su dieta.

1. Hinchazón alrededor del cuello

Esto también se conoce como bocio y ocurre cuando la glándula pituitaria, que está situada en frente del cuello, se hincha debido a la falta de yodo. Cuando el cuerpo tiene poco yodo, no puede producir TSH (hormona estimulante de la tiroides). Para compensar la falta de la misma, la glándula en forma de mariposa trabaja más duro, lo que hace que las células se multipliquen y crezcan.

2. Debilidad

Sentirse fatigado o débil puede deberse a varias razones. Una de las razones es la deficiencia de yodo. La hormona tiroidea, además de ser vital para el crecimiento y el desarrollo, es una hormona productora de energía. La falta de producción de TSH puede resultar en debilidad y dificultad para levantar objetos pesados. La falta de yodo en el cuerpo también puede reducir la tasa metabólica.

3. Aumento de peso inesperado

La hormona tiroidea es responsable de mantener bajo control la tasa metabólica. Esto significa que ayuda a descomponer los alimentos en la energía necesaria para la actividad diaria. Tener niveles bajos significa que su cuerpo quema menos calorías de las necesarias, almacenando el resto como grasas. Esto conduce a un aumento de peso.

4. Perdida de cabello

Las personas con deficiencia de yodo sufren pérdida de cabello. Esto sucede porque la hormona tiroidea también es responsable del crecimiento de los folículos pilosos. Cuando los niveles son bajos, los folículos pueden dejar de regenerarse, lo que a su vez provoca la pérdida de cabello.

5. Piel seca y escamosa

El yodo es clave en la producción de la hormona tiroidea, que ayuda con la renovación de las células de la piel. Cuando los niveles de TSH son bajos, el proceso de regeneración generalmente se ralentiza y produce una piel más seca de lo normal. En la mayoría de los casos, las personas han observado piel escamosa por las mismas razones. 

6. Cambios en la frecuencia cardíaca

La frecuencia cardíaca normal se ve afectada por los niveles de yodo en nuestro cuerpo. Una menor cantidad de este mineral puede hacer que el corazón lata a un ritmo más lento de lo normal. Demasiado también puede hacer que el corazón lata más rápido. A su vez, una frecuencia cardíaca más baja también puede hacer que se sienta mareado y débil.

7. Sentirse más frío de lo habitual

Los niveles bajos de yodo significan niveles bajos de TSH. Esto significa que la tasa metabólica de la persona se ralentiza. Cuando la persona produce poca energía de la requerida, priva al cuerpo de calor. Por lo tanto, las personas con deficiencia de yodo sienten más frío de lo habitual.

8. Problemas para concentrarse

Nuestra glándula pituitaria es una de las glándulas más importantes ya que produce hormonas tiroideas. Las hormonas tiroideas son vitales para el desarrollo del cerebro. Una dieta baja en yodo podría ser una de las principales razones de la falta de concentración y de aprender cosas nuevas.

9. Ciclo de menstruación abundante

El yodo es necesario para producir cantidades saludables de hormona tiroidea. La falta de yodo en nuestra dieta puede alterar la glándula lo que dificulta la señal de las hormonas involucradas en el ciclo menstrual. Si una mujer sufre de niveles bajos de yodo, podría experimentar un flujo menstrual abundante o períodos que ocurren a intervalos irregulares.

Leave a Comment

%d bloggers like this: