Comprender los entresijos del autismo - Remedios caseros
Salud

Comprender los entresijos del autismo

1 de cada 100 niños en la India (menores de 10 años) tiene un trastorno del espectro autista (TEA), mientras que 1 de cada 8 niños tiene algún tipo de trastorno del desarrollo neurológico. Este número es alarmantemente alto, especialmente cuando se considera la poca conciencia sobre el autismo. De hecho, según el mismo estudio que reveló estas estadísticas, 1 de cada 6 familias en todo el país se negó a participar debido al estigma que se asocia a las enfermedades mentales. Por lo tanto, es esencial que los padres y las familias comprendan que el autismo es una enfermedad mental que deben aprender a navegar por el bien de sus hijos.

¿Qué es el autismo?

El TEA se refiere a un grupo de enfermedades que causan trastornos del neurodesarrollo. Los niños con TEA a menudo tienen dificultades para comunicarse de manera eficaz y, por lo tanto, tienen problemas con las interacciones sociales. Si un médico dice que su hijo se encuentra dentro del espectro del autismo, puede significar varias cosas, ya que el Manual de diagnóstico y estadísticas de los trastornos mentales (DSM) V reconoce actualmente 5 subtipos diferentes de esta afección. Estos tipos de autismo incluyen los siguientes:

  • Con o sin discapacidad del lenguaje
  • Con o sin discapacidad intelectual
  • Asociado con trastornos mentales, del comportamiento o neurodegenerativos adicionales
  • Asociado con factores genéticos, médicos o ambientales
  • Con catatonia

Es esencial tener en cuenta que los niños que están dentro del espectro del autismo pueden tener más de uno de los subtipos mencionados anteriormente.

Síntomas comunes del autismo:

Los síntomas del autismo pueden variar de un individuo a otro y, a menudo, comienzan a presentarse entre los 12 y los 24 meses de edad. Algunos pacientes pueden experimentar síntomas incluso a una edad más temprana, pero debido al hecho de que los bebés no siempre pueden comunicarse bien, los síntomas pueden pasar desapercibidos. El DSM V clasifica los síntomas en las siguientes dos categorías generales:

Problemas sociales y de comunicación:

Los síntomas del autismo en esta categoría incluyen:

  • Problemas de comunicación que incluyen (pero no se limitan a) dificultad para compartir emociones, mantener un flujo de conversación o compartir intereses.
  • Problemas con las comunicaciones no verbales que incluyen (pero no se limitan a) la comprensión e interpretación de las expresiones faciales y el lenguaje corporal, y problemas para mantener el contacto visual.
  • Problemas para desarrollar y mantener relaciones.

Patrones de comportamiento repetitivos o restringidos:

Los siguientes son algunos de los síntomas de esta categoría:

  • Intereses o comportamientos fijos
  • Habla, movimientos o movimientos repetitivos
  • Una adherencia muy rígida a las rutinas u horarios.
  • Fuertes reacciones a la estimulación sensorial (como no gustarle los ruidos fuertes, espacios llenos de gente, etc.)

Para que un psiquiatra diagnostique a su hijo con autismo, el niño debe mostrar los tres síntomas de autismo de la primera categoría y al menos dos síntomas que pertenecen a la segunda categoría.

Causas del autismo:

No hay causas de autismo establecidas que hagan que se desarrolle esta condición. Sin embargo, los investigadores creen que ciertos factores aumentan el riesgo de que ocurra. Estos factores incluyen lo siguiente:

  • Antecedentes familiares de autismo, especialmente si alguien de la familia inmediata lo tiene.
  • Bajo peso al nacer
  • Desequilibrios metabólicos
  • Síndrome X frágil
  • Edad avanzada en el momento de la concepción
  • Exposición a toxinas
  • Exposición a metales pesados
  • Infecciones virales

Muchos investigadores creen que una combinación de factores genéticos y ambientales causa el TEA. Sin embargo, es extremadamente importante tener en cuenta que las vacunas no causan autismo. No omita vacunar a su hijo por miedo al autismo.

¿Cómo se diagnostica el autismo?

El TEA se puede diagnosticar con la ayuda de muchas pruebas de detección y evaluaciones. Algunos de estos incluyen:

  • Pruebas de detección del desarrollo: es una prueba que se administra cuando el niño tiene entre 18 y 24 meses de edad. Para esta prueba, los padres deben completar una encuesta en la que responden 23 preguntas que pueden ayudar a los pediatras y psiquiatras a determinar si el niño realiza la prueba. Sin embargo, es esencial tener en cuenta que una prueba de detección positiva no siempre significa que el niño tiene TEA. Simplemente puede significar que tienen los genes para ello.
  • Pruebas de evaluación del comportamiento
  • Prueba de detección de terapia ocupacional
  • Pruebas visuales y de audio que descartan cualquier problema auditivo o relacionado con la vista que contribuya al comportamiento del niño.
  • Cuestionarios de desarrollo.

¿Cómo se trata el autismo?

El autismo no tiene cura. Por lo tanto, todos los tratamientos para el autismo están orientados a ayudar a los pacientes a lidiar con sus síntomas y vivir una vida más plena. Algunos de los tratamientos para el autismo comúnmente recetados incluyen:

  • Terapia de juego
  • Terapia de comportamiento
  • Terapia del lenguaje
  • Terapia física
  • Terapia ocupacional

Algunos médicos también pueden recetar tratamientos alternativos para el autismo, como:

  • Melatonina, que puede ayudar a abordar cualquier problema de sueño.
  • Terapia de quelación, que significa que los metales se eliminan del cuerpo.
  • Vitaminas en dosis altas para mejorar la función cognitiva
  • Oxigenoterapia hiperbárica

Es importante señalar que diferentes niños responden de manera diferente a los tratamientos. Como padres, deben ser optimistas, ya que encontrar la combinación correcta de tratamientos a menudo implica cierto nivel de aciertos y errores.

Leave a Comment

%d bloggers like this: