Miocardiopatía hipertrófica: causas, síntomas y tratamiento - Remedios caseros
Salud

Miocardiopatía hipertrófica: causas, síntomas y tratamiento

La miocardiopatía hipertrófica es una afección en la que el músculo del corazón (miocardio) se engrosa de manera anormal, lo que afecta el flujo sanguíneo a través del cuerpo. En la mayoría de las personas, esta enfermedad no presenta ningún síntoma y llevan una vida sana. Pero en algunas personas, esta afección puede ser grave y los síntomas pueden ser evidentes. Los síntomas comunes de la enfermedad incluyen dificultad para respirar y taquicardia. El tratamiento de la miocardiopatía hipertrófica depende de la gravedad de los síntomas e incluye medicamentos o cirugía.

¿Qué es la miocardiopatía hipertrófica?

La miocardiopatía hipertrófica es un tipo de enfermedad cardíaca que tiene las siguientes características:

  • Engrosamiento anormal del músculo cardíaco : el engrosamiento del músculo cardíaco ocurre con mayor frecuencia en el tabique del corazón (el segmento que divide las dos cámaras inferiores del corazón). El engrosamiento del tabique provoca un estrechamiento del ventrículo izquierdo. Esto afecta el flujo sanguíneo desde el ventrículo izquierdo a los tejidos corporales (a través de la aorta).
  • Rigidez del ventrículo izquierdo : cuando el músculo cardíaco se engrosa, las cámaras del corazón (especialmente el ventrículo izquierdo) se vuelven rígidas. Esto disminuye la capacidad de bombeo del corazón y, si no se trata, puede eventualmente provocar insuficiencia cardíaca.
  • Cambios en la válvula mitral : el endurecimiento del ventrículo izquierdo también afecta el funcionamiento de la válvula mitral (la válvula a través de la cual pasa la sangre de la aurícula izquierda al ventrículo izquierdo).
  • Cambios en las células del corazón : el engrosamiento de las células del corazón afecta la transmisión de señales dentro del corazón, dando lugar a ritmos anormales del corazón (arritmias).

¿Qué causa la miocardiopatía hipertrófica?

La miocardiopatía hipertrófica puede ser congénita o adquirida. Las causas comunes de la miocardiopatía hipertrófica incluyen:

  • Herencia: algunos pacientes adquieren de sus padres el gen defectuoso que causa la miocardiopatía hipertrófica. Algunos pueden heredar estos genes defectuosos, pero no desarrollan la enfermedad y se les conoce como portadores de la enfermedad.
  • Mutaciones de genes: cualquier mutación genética en los genes normales también puede dar lugar a una miocardiopatía hipertrófica.
  • Enfermedades subyacentes: en algunas personas, la presencia de afecciones subyacentes como la obesidad, la hipertensión arterial y la diabetes pueden causar miocardiopatía hipertrófica.

¿Cuáles son los síntomas de la miocardiopatía hipertrófica?

Es posible que los síntomas no se presenten en las etapas iniciales de la enfermedad. Pero se vuelven evidentes a medida que avanza la enfermedad. Algunos de los síntomas comunes incluyen:

  • Dificultad para respirar debido a una actividad física intensa
  • Dolor o malestar en el pecho
  • Latidos cardíacos fuertes o palpitantes
  • Debilidad o fatiga generalizada
  • Desmayos o mareos

¿Cuáles son los factores de riesgo de la miocardiopatía hipertrófica?

Los siguientes factores aumentan el riesgo de una persona de contraer miocardiopatía hipertrófica:

  • Los antecedentes familiares de cualquier problema relacionado con el corazón, como un ataque cardíaco.
  • Hipertensión arterial crónica
  • Enfermedades primarias subyacentes como diabetes e hipertiroidismo
  • Tratamiento posterior a la radioterapia o quimioterapia (para el cáncer)
  • Obesidad o sobrepeso
  • Consumo excesivo de alcohol con regularidad.
  • Exceso de tabaquismo
  • Uso prolongado de esteroides.

¿Cuáles son las complicaciones de la miocardiopatía hipertrófica?

La miocardiopatía hipertrófica no suele dar lugar a complicaciones. Pero, en algunos casos, pueden surgir las siguientes dificultades debido a un retraso en el tratamiento:

  • Enfermedad cardíaca obstructiva:  el engrosamiento del tabique puede causar la obstrucción del flujo sanguíneo en el ventrículo izquierdo. Conduce a una enfermedad cardíaca obstructiva.
  • Miocardiopatía dilatada:  en pacientes que padecen miocardiopatía hipertrófica durante un período prolongado, las células agrandadas del miocardio (músculo cardíaco) comienzan a debilitarse. Estas células débiles dilatan gradualmente las cámaras del corazón, lo que lleva a una miocardiopatía dilatada.
  • Fibrilación auricular:  los cambios en las células del corazón afectan la actividad eléctrica del corazón y dan lugar a un latido anormal del corazón. La aparición de latidos cardíacos irregulares y rápidos se denomina fibrilación auricular.
  • Insuficiencia cardíaca:  los cambios en los músculos cardíacos dificultan el bombeo de sangre de manera eficiente. Con el tiempo, la capacidad de bombeo se ve seriamente comprometida y es posible que el corazón no pueda satisfacer las demandas del cuerpo. Esto se conoce como insuficiencia cardíaca.

Diagnóstico de miocardiopatía

El diagnóstico de miocardiopatía hipertrófica implica las siguientes pruebas de diagnóstico.

  • Radiografía de tórax:  en esta prueba, las radiografías se utilizan para determinar el tamaño del corazón y también para ver las otras estructuras del tórax.
  • Ecocardiograma:  en esta prueba, las ondas sonoras se utilizan para determinar el tamaño del corazón y los movimientos del músculo cardíaco cuando late. También es útil para analizar la función de las válvulas cardíacas.
  • Electrocardiograma (ECG):  el electrocardiograma (ECG) determina cualquier irregularidad en la frecuencia cardíaca y el ritmo cardíaco.
  • Prueba de esfuerzo con ejercicio:  en esta prueba, se le pide al paciente que realice un programa de ejercicios, como caminar en una cinta rodante o montar en bicicleta en una bicicleta estacionaria. Inicialmente, se le pide al paciente que realice el ejercicio a su ritmo habitual y, finalmente, se le pide al paciente que realice el ejercicio con una intensidad creciente. Durante esta prueba, la actividad eléctrica del corazón (monitoreada por un ECG) y la presión arterial del paciente se monitorean continuamente. Cualquier discrepancia en estas lecturas puede indicar una enfermedad cardíaca subyacente.
  • Prueba de monitor Holter: si un electrocardiograma (ECG) regular no da una idea clara sobre el ritmo cardíaco, se realiza una prueba de monitor Holter  . En esta prueba, se fija un sensor al cuerpo del paciente para monitorear la actividad eléctrica del corazón de forma continua (generalmente durante un período de 24 horas).
  • Cateterismo cardíaco:  es un procedimiento en el que se introduce un catéter en una arteria o vena y se guía hasta el corazón. Esta prueba ayuda a controlar la presión arterial y el flujo sanguíneo dentro de las cámaras del corazón. También se puede visualizar cualquier bloqueo anormal en las arterias.
  • Biopsia de miocardio:  la biopsia implica la extracción de una pequeña cantidad de tejido del músculo cardíaco para un examen microscópico. Se realiza junto con el cateterismo cardíaco. Cualquier aumento en el tamaño de las células del músculo cardíaco puede sugerir una miocardiopatía.
  • Prueba genética:  se realiza principalmente para comprender el patrón de herencia de los genes causantes de la enfermedad.

Tratamiento de la miocardiopatía hipertrófica:

Según la gravedad de los síntomas, el médico planificaría un tratamiento específico para el paciente. Son los siguientes:

Administración medica:

  • El médico recetaría fármacos betabloqueantes como metoprolol o atenolol y bloqueadores de los canales de calcio como verapamilo o diltiazem. Estos medicamentos relajan los músculos del corazón. También disminuyen la frecuencia cardíaca para ayudar al corazón a bombear sangre de manera eficiente.
  • Se recetan medicamentos como amiodarona o disopiramida, ya que estos medicamentos ayudan a mantener el ritmo cardíaco.
  • El médico recetaría medicamentos como warfarina o apixabán para tratar la fibrilación auricular y prevenir la formación de coágulos de sangre.

Manejo quirúrgico:

Miectomía:

El médico consideraría tratar al paciente quirúrgicamente si los medicamentos no alivian los síntomas. Según la ubicación del músculo cardíaco engrosado, la cirugía es de dos tipos.

  • Miectomía apical : en este procedimiento, se extrae el músculo cardíaco engrosado cerca de la punta del corazón. En algunos casos, el cirujano también realiza la reparación de la válvula mitral junto con la miectomía apical.
  • Miectomía del tabique : es un procedimiento a corazón abierto, en el que el cirujano extrae parte del tabique engrosado y crecido entre los ventrículos.

Ablación septal:

En este procedimiento, se inserta un catéter (tubo largo y delgado) en la arteria (arteria coronaria) que suministra sangre al corazón. Con la ayuda de este catéter, se inyecta alcohol en el músculo cardíaco engrosado para destruirlo.

Este procedimiento ayuda a disminuir los síntomas. Sin embargo, existe el riesgo de bloqueo cardíaco y una alteración en la actividad eléctrica del corazón que puede requerir la implantación de un marcapasos electrónico.

Otros modos de tratamiento incluyen:

Desfibrilador automático implantable (ICD):

Este dispositivo es recetado por el médico para trastornos del ritmo cardíaco potencialmente mortales, como taquicardia ventricular o fibrilación ventricular. También se recomienda en pacientes con miocardiopatía hipertrófica, que tienen riesgo de muerte súbita cardíaca por arritmias.

Prevención de la miocardiopatía hipertrófica:

La prevención de la miocardiopatía es esencial para evitar más complicaciones potencialmente mortales como un ataque cardíaco repentino. Tomar las siguientes medidas ayuda a prevenir las complicaciones de la miocardiopatía

  • Control de la presión arterial alta y el colesterol alto
  • Control de la obesidad
  • Actividad física regular como ejercicio y caminar
  • Evite el ambiente estresante tanto en el trabajo como en casa
  • Lleva una dieta saludable

La miocardiopatía hipertrófica no es fatal, en todo momento. El diagnóstico temprano y el manejo apropiado ayudan a reducir el riesgo de complicaciones como insuficiencia cardíaca repentina.

Leave a Comment