Verrugas genitales: condilomas acumulan causas y síntomas

Las verrugas genitales son protuberancias o protuberancias suaves, parecidas a coliflores, que se ven en los genitales tanto de hombres como de mujeres. Esta infección de transmisión sexual (ITS) es causada por cepas del virus del papiloma humano (VPH).

Las verrugas genitales pueden causar dolor, picazón, irritación, sensibilidad y malestar. Cada año en los EE. UU., Aproximadamente 6 millones de personas se infectan con el VPH, y aproximadamente el 50% de la población infectada son personas de entre 15 y 25 años de edad.

¿Qué son las verrugas genitales?

Las verrugas genitales (también conocidas como condilomas acumulados o verrugas venéreas) son el resultado de infecciones de transmisión sexual causadas por el virus del papiloma humano. Las verrugas crecen principalmente en las áreas húmedas de los genitales (vagina, cuello uterino, uretra y pene) como pequeñas protuberancias rosadas de alrededor de 4 pulgadas de largo, que interfieren con las relaciones sexuales y el parto. Estas verrugas se ven en hombres y mujeres sexualmente activos. Una persona puede contraer verrugas genitales durante el sexo oral, vaginal y anal de la pareja infectada.

¿Cuáles son las causas de las verrugas genitales?

La causa principal de la verruga genital es la infección por virus del papiloma humano. Existen alrededor de 40 a 100 cepas diferentes que afectan los genitales, pero muy pocas de ellas pueden causar verrugas genitales que son altamente contagiosas.

La infección por VPH se puede propagar a través del contacto de piel a piel, ya que es altamente transmisible. El riesgo de desarrollar verrugas genitales puede aumentar a medida que aumenta el número de parejas sexuales.

Personas que tienen relaciones sexuales con la pareja infectada; generalmente desarrollan verrugas genitales dentro de los tres meses.

Según el Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), el VPH es tan común que la mayoría de las personas sexualmente activas pueden tener verrugas genitales en algún momento.

Entre los diferentes tipos de VPH, el VPH-6 y el VPH-11 se encuentran en el grupo de “bajo riesgo” que causa lesiones benignas o verrugas genitales en hombres y mujeres. El VPH-16 y el VPH-18 son un grupo de “alto riesgo” que puede causar cáncer de cuello uterino, cánceres anogenitales (cánceres de ano y otros órganos genitales) y también displasia cervical grave (células anormales en la superficie del cuello uterino).

¿Cuáles son los síntomas de las verrugas genitales?

Las verrugas genitales son pequeñas protuberancias, de color más oscuro o rosado, tienen apariencia de coliflor y son causadas por la actividad sexual. Se necesitan semanas o meses para que aparezcan los síntomas. Algunas de las áreas de desarrollo de las verrugas genitales tanto en hombres como en mujeres son:

  • En los hombres: pene, escroto, ingle, muslos y alrededor o dentro del ano.
  • En las mujeres : cuello uterino, y dentro y fuera de la vagina y el ano.
  • Las verrugas genitales se pueden observar en los labios, la garganta, la boca y la lengua en personas que practican sexo oral con la pareja infectada.

Algunos síntomas sin verrugas genitales incluyen:

  • Secreción vaginal
  • Crecimientos excesivos pequeños de color carnoso, parecidos a una coliflor, en el área genital
  • Sangrado durante el coito
  • Incendio
  • Picor
  • Incomodidad

 ¿Cuáles son los factores de riesgo de las verrugas genitales?

Algunos de los factores de riesgo que pueden causar verrugas genitales incluyen:

  • Sexo sin protección con múltiples parejas
  • Tiene otra infección de transmisión sexual.
  • Relaciones sexuales con una pareja desconocida cuyo historial médico se desconoce.
  • Personas sexualmente activas, especialmente a una edad temprana.
  • De una madre embarazada a su hijo recién nacido
  • Una historia de abuso infantil
  • Sistema inmunológico débil
  • De fumar

¿Cuáles son las complicaciones de las verrugas genitales?

Las posibles complicaciones del virus del papiloma humano son:

Cánceres: el cáncer de cuello uterino y la displasia (cambios precancerosos en las células del cuello uterino) es la complicación más común en las mujeres. El cáncer de ano, boca, pene, garganta y vulva son otras complicaciones.

Problemas durante el embarazo : las verrugas en la vagina pueden causar dificultad para orinar, dificultad durante el parto, dificultad para estirar la vagina y el útero durante el parto, y las verrugas grandes pueden sangrar durante el parto debido al estiramiento. Un bebé nacido de una madre que tiene verrugas genitales puede desarrollar verrugas en la garganta que se pueden extirpar mediante cirugía.

¿Cómo diagnosticar las verrugas genitales?

Las verrugas genitales se pueden detectar aplicando una solución ácida suave en las áreas que tienen verrugas; la solución ácida puede aclarar las verrugas que se pueden ampliar con un colposcopio. Las pruebas para detectar verrugas genitales incluyen:

Prueba de PAP: en esta prueba, el médico utilizará un dispositivo en particular llamado espéculo que abre la vagina sosteniéndolo. Con una herramienta de mango largo, se recolectan células del cuello uterino que se examinan con un microscopio en busca de anomalías. Es fundamental que las mujeres acudan periódicamente al examen pélvico y la prueba de Papanicolaou, para detectar los cambios en los genitales, debido a verrugas genitales o signos tempranos de cáncer de cuello uterino.

Prueba de VPH: se realiza para verificar las cepas de VPH que causan cáncer de cuello uterino . Las células que se toman para la prueba de Papanicolaou se pueden usar para la prueba del VPH. Esta prueba se usa generalmente para mujeres mayores de 30 años. Los jóvenes no necesitan esta prueba, ya que su sistema inmunológico es suficiente para matar el VPH que está causando el cáncer.

¿Cuál es el tratamiento para las verrugas genitales?

Las verrugas genitales pueden curarse por sí solas; como tal, no se requiere ningún tratamiento. El VPH puede permanecer en el torrente sanguíneo aunque no haya verrugas ni lesiones. Los brotes importantes pueden ocurrir en cualquier momento de la vida. Para evitar la aparición de la infección nuevamente, la transmisión del virus a otras personas y obtener alivio de las molestias, el dolor y la irritación de las verrugas; Los tratamientos recomendados son:

Tratamiento tópico:

  • Imiquimod (Aldara)
  • Podofilox (Condylox)
  • Ácido tricloroacético (TCA)

Se necesita una cirugía menor si las verrugas no se eliminan con un tratamiento tópico. Incluye:

  • Electrocauterio (quema de verrugas con corriente eléctrica)
  • Tratamientos laser
  • Criocirugía (congelación de verrugas con nitrógeno líquido)
  • Escisión (corte de verrugas)
  • Inyecciones de interferón

¿Cómo prevenir las verrugas genitales?

Los métodos de prevención de las verrugas genitales incluyen:

  1. Use condones y protectores dentales durante las relaciones sexuales (oral, vaginal y anal).
  2. No tenga relaciones sexuales, ni siquiera con condón cuando haya verrugas visibles.
  3. Deja de fumar.
  4. Informe a su pareja sexual sobre sus verrugas genitales.
  5. Tome la vacuna contra el VPH (Gardasil, Gardasil 9 y Cervarix), que protegen contra las verrugas genitales, cepas del VPH relacionadas con el cáncer de cuello uterino y para la protección del cáncer de cuello uterino.

Add a Comment

Your email address will not be published.